Cómo distinguir de un terreno de inversión viable de uno que no

Cómo distinguir de un terreno de inversión viable de uno que no
“No todo lo que brilla es oro” es una expresión utilizada para no dejarnos guiar por las cosas que parecen demasiado buenas, entre ellas las inversiones en terrenos.   Puede que al momento de investigar sobre la inversión de terrenos encuentres una gran variedad de ellos que son de supuesta conveniencia. Sin embargo, existen varios que se encuentran amañados o mantienen apariencias que a solo se quedan como eso… apariencias. La viabilidad de inversión en un terreno va ligada no solamente a los aspectos económicos, sino también a aspectos funcionales; como por ejemplo, el propio subsuelo, las posibilidades de uso, aspectos legales, ubicación, plusvalía, etc. No te dejes seducir por algo que pretende ser de conveniencia económica y toma en cuenta los aspectos de inversión que determinan la viabilidad de los terrenos.

¿Cómo identificar un terreno no viable?

Lo barato en muchas ocasiones puede seducirnos al grado de querer obtenerlo simplemente por el hecho de ahorrar gastos de inversión. En estos casos es importante tener en cuenta que nada de calidad es barato; usualmente hay defectos y falsedades en los aspectos legales; inclusive en el bien inmueble en cuestión. Normalmente, este tipo de “precios accesibles” son realizados con la finalidad de estafar o aprovecharse de la necesidad de rapidez para tener un bien inmueble. Te recomendamos que en momentos de dudas sobre la veracidad de los productos ofrecidos, hagas una investigación donde compares el precio que se te ofrece con respecto a otros similares.

La verdadera viabilidad en la inversión de terreno

Conocer la verdadera viabilidad de un terreno para invertir es una labor extenuante, pero que al final del día será de valor ya que el riesgo de pérdida será minimizado. Todo esto a un precio de adquisición, que si bien puede que no sea del todo barato, será justificado para lo ofrecido en la adquisición. Distinguir la viabilidad de un terreno de inversión inicia con una comparación de costo-beneficio; cuestiónate si en verdad hay coherencia con lo ofrecido y lo obtenido.

Cómo conocer un verdadero y buen terreno de inversión

El costo-beneficio es lo que determina la viabilidad, no únicamente en el precio de compra: es importante conocer la ubicación de la propiedad y determinar los riesgos; tanto naturales como artificiales que podría enfrentar, así como la manera en la que puede afectar la plusvalía. Por otro lado, vale la pena evaluar la posibilidad de aumentar el monto invertido; sobre el espacio específico para inversiones futuras: ¿es posible incrementar el espacio o adquirir otro? Toma en consideración si la zona se encuentra urbanizada o no; ¿Cómo se encuentra organizada y desarrollada? ¿Es algo que sea de convenir para tu razón de inversión en el terreno? La viabilidad es algo que va más allá de la compra, también es el uso que se le brinde a dicho terreno. En un mar de opciones en el mercado (sin importar industrias o negocios) es importante discernir entre una inversión viable de una que no; sobre todo en el campo de la inmobiliaria y bienes raíces ya que existe una gran cantidad de ofertas “interesantes” que van a cubrir nuestras necesidades.